Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Asspera

Cada vez más populares

Cronista: Redaccion El Bondi | Fotos: Jose Fuño

08 de Noviembre, 2014

Cada vez más populares

Luego de su fecha en el Teatro de Flores, en donde varios assperianos habían quedado afuera, el grupo presentó su cuarto álbum, Cada vez más pelotudos, en el Estadio Malvinas Argentinas.

Por Julieta Zoladz

De a poco las calles cercanas al estadio Malvinas Argentinas se van colmando de gente y se observan remeras de Iron Maiden, Plan 4, Pantera, Down y hasta La Renga; pero la mayoría son de Asspera, la banda de metal bizarro que crece en convocatoria. Mientras la gente ingresa al predio, deja sus donaciones para ayudar a los inundados de La Matanza, como la banda había pedido por distintos medios de prensa. Una vez adentro, adelante de un amplio telón rojo que tapa todo el escenario, dos integrantes de Asspera portan un cartel que dice “Cada vez más pelotudos”. Se apaga la luz, y se da inicio a una especie de show humorístico a cargo de los propios músicos titulado “¡Noti Verga!”.

Cuando se encienden los reflectores, se ve que el lugar explota con más de 5.000 personas. Los primeros acordes de guitarra enfervorizan a un público que no deja de gritar, agitando sus brazos al son de “¡villa la verga!” y globos hechos con preservativos que vuelan de acá para allá. Cae aquel lienzo rojo y en una lluvia de papelitos plateados que salen del escenario, arranca el primer tema de la noche, “Los Marcianos dicen la verdad” del álbum Cada vez más pelotudos. Luego de “Inundados”, Richar Asspero, cantante de la banda, da las buenas noches y cuenta que éste es el show más importante de su "carrera de mierda".

Continúan con “De lo bueno muy poco” del álbum Hijo de puta (2010), “Si ya sé” de Viaje al centro de la Verga (2012) y “Gorda Puerca” y “Me cago” de su placa debut, Bizarra actitud de seguir con la vida (2006), como muestra de que en el concierto se proponían recorrer su discografía. Cuando termina “El perro que todo lo mira”, aparece un can rojo, llevando al realismo la canción y Richar anticipa lo que iba a seguir "Hemos pensando una serie de pelotudeces, recorrer de punta a punta los anti covers de nuestra historia”. Entonces la noche se viste de versiones metaleras de “El hijo de cuca” de Pocho la Pantera, “Violeta” de Alcides, “¿Quién se ha tomado todo el vino?” de la Mona Gimenez y “Me voy a hacer pipi papá” que lo cantaba Flavia Palmiero en su programa “La ola está de fiesta”, todas versiones que incluyen en su discografía.

Todo el tiempo Richar Asspero interactúa con sus fans, pide gritos, que hagan pogo, y hasta que den una vuelta olímpica. El lugar estalla y el calor se siente en la piel. Luego dice: “Cada vez estamos más pelotudos, o nos intentan hacer más pelotudos”, y comienza la canción que titula el último trabajo.

Después de “Partiendo cabezas”, el baterista Nicogollo Muñón interpreta un solo; después hace lo mismo con su guitarra Rockardo Asspero, en un juego donde el público tiene que repetir coreando la melodía; uno de los momentos más ovacionados de la noche. Posteriormente vuelven todos los integrantes de la banda y comienza “El ritual del pueblo”, “A todos menos a mí”, “Viaje al centro de la verga” y “Los Piratas” cover del clásico de Los Auténticos Decadentes.

Concluyendo, Richar Asspero presenta a todos los integrantes de la banda, que se completa con 3,14 Jota en bajo, El Tumba y Raiden en percusión y Leo Asspero, Terro Asspero y Buitrav en "coros y magias", y al staff que colabora con ellos antes de despedirse con el aclamado “Pogo al corazón”, de su EP E-Pija (2011).

Asspera, el grupo de Metal Bizarro, que oculta su identidad mediante máscaras, disfraces, y seudónimos, mostró una vez más el impacto que tienen en todo el público que colmó el estadio. A través de sus letras -humorísticas, bizarras, y de protesta frente a la sociedad en la que vivimos- y con su gran puesta de escenografía, la banda logró en un juego de sutilezas dejar a un público satisfecho, fiel a ellos mismos y al mundo que crearon.

TODAS LAS FOTOS