El Bondi
Revista Digital
 

Más acá de toda mística

El trío se lució con un potente show en The Roxy y presentó Juguete de Troya, su nuevo disco de estudio.
Slide4

El primero en arrimarse al escenario fue Julian Desbast de Los Rusos HDP, quien le dejó el terreno preparado a los muchachos de Las Diferencias. La banda compuesta por Andrés Robledo en voz y guitarra; Nicolás Heis en batería y coros y Alejandro Navoa en bajo, deleitaron al público con temas de su último disco titulado Al Borde del Filo. “Morder el polvo” y “Pierdo el control” sacudieron algunas cabezas con su rock de la vieja escuela. Para la balada “Imaginación”, los decibeles se acomodaron y siguieron en sintonía en el enganche que hicieron con “Amor de primavera” de Tanguito. Hay cierto aire a Pescado Rabioso que anda dando vueltas en esta banda, pero de todas formas, tienen un rock propio que sin dudas los hará crecer mucho más.

Más tarde apareció Las Bodas Químicas con su Juguete de Troya bajo el brazo. “Compañero” y “Camaleón” marcaron el inicio de un set ideal para viajar con la mente por caminos llenos de rock, psicodelia y sonidos vibrantes. Las canciones fueron variando entre su nueva producción y el álbum homónimo que habían sacado en el 2012. “Acepto” llegó antes de “Fácil y difícil”, una de las más tranquilas del disco que el cantante y guitarrista José Lavallén, le dedicó a su padre.

Para los que siguen a la banda desde el comienzo, saben que la presencia del saxofonista Sergio Dawi no es algo extraño, pero para los más nuevos puede ser una sorpresa. De todas formas, para unos y otros es una gran fiesta cada vez que aparece. El músico marca su presencia en “Loser de neón”, “Atento” y en quizá una de las más pogueras: “Mitote” y cada cual adora su tótem.

El final se lo lleva “Rock para Jhonny” y el sonido queda impregnado en la cabeza de los presentes que ya se están anotando para el mes de mayo cuando la banda se presente en el Salón Pueyrredón.

José Lavallén, en voz y guitarra; Nicolás Daniluk, en batería y voces y Andrés Tersoni en bajo, constituyen un trío eléctrico que deja muy en claro que llegaron para quedarse en las filas del rock con un sonido propio que coquetea con la perfección y la madurez musical en tan sólo seis años de banda.


COMPARTIR
Facebook
Twitter
Google+
Pinterest
  
   COMENTARIOS
Cargando ...