El Bondi
Revista Digital
 

"Estamos listos para volar nuestro techo a la mierda"

A pocos días de la presentación de Llevá tu mente al límite (2017) en el Teatro Vorterix, Javier “Knario” Compiano, cantante de la banda, desentrañó los secretos de este nuevo álbum.

Slide0

Superada una etapa de transición que arrojó un CD dubitativo como Horizonte rojo sangre (2013), Plan 4 vuelve a lanzarse de lleno a las trincheras con una placa mucho más cruda y frontal. Javier Compiano, vocalista aguerrido, compositor desenfadado, conductor de uno de los programas de radio más influyentes del metal nacional, y dueño de una presencia imponente (diametralmente opuesta al carácter reservado y delicado que insinúa su apodo, “Knario”), recorrió con lujo de detalles sus impresiones con respecto a un disco novedoso que no deja de exhibir la esencia clásica del grupo.

-¿Qué objetivo tenías cuando te sentaste a componer las canciones de Llevá tu mente al límite (2017)?
-Queríamos un CD mucho más agresivo. Comenzamos endureciendo el sonido de la guitarra principalmente, y a partir de ahí las composiciones fueron saliendo mucho más potentes, ya que me llevaron a cantar más guturalmente y todo el clima fue por ese cauce. Estamos convencidos que es uno de los mejores trabajos de Plan 4, si no el mejor.

-¿Cómo lograron que suene más poderoso que su predecesor?
-El esquema de laburo en el estudio nos permitió un proceso óptimo para alcanzarlo. HRS llegó en un momento de transición para Plan 4, lo grabamos con un guitarrista nuevo, muy rápidamente y viendo un poco hacia dónde iba la cosa; lo cual no estuvo mal, porque nos dio una buena perspectiva de qué es lo que mejor nos quedaba, y hacia allí fuimos. El trabajo de Nico Gighlione en mezcla y mastering fue fundamental para lograr este resultado.

-¿Cuál es el hilo conductor de las líricas?
-El mismo de toda la discografía de Plan 4, pero en este caso el título lo refleja más explícitamente. Siempre he escrito sobre autosuperación, así como también hablo sobre cosas que me perturban directa o indirectamente, o incluso hago críticas bastante duras a las religiones establecidas, subliminalmente. Lo importante es que las letras logren ir de la mano con el clima que la canción sugiere, y que los fraseos potencien las palabras.

-¿Qué novedades podrán advertirse?
-Hay patrones rítmicos que jamás habíamos usado. Antes de arrancar a componer teníamos apuntadas varias ideas que no habíamos utilizado en el pasado y esta vez las tomamos para, justamente, entregar algo distinto a nuestros fans, pero que a la vez tenga reminiscencias de En Mil Pedazos (2010) o Dos Caras (2007), que son nuestros dos trabajos más agresivos.  

-Tomando como disparador el título, ¿en tu mente, hay algún límite para Plan 4?
-Trabajamos para lograr lo máximo dentro de nuestras posibilidades, y permanentemente tratamos de ser cautos para no comernos fuertes decepciones. Pero la misma historia de Plan 4 se encarga de tirar todo por la borda, ya que estamos creciendo constantemente y suceden cosas que nos sorprenden todo el tiempo. ¡No sé cuál será nuestro techo, pero estamos listos para volarlo a la mierda!

-¿Cómo se vienen preparando para la presentación en Vorterix?
-Los “plancuatreros” ya saben que este show se pone siempre muy picante, porque ofrecemos una puesta muy cuidada, y más cuando hay un álbum nuevo bajo el brazo. No me caben dudas de que los temas nuevos se van a incorporar a nuestro set muy naturalmente, y creemos que es lo que nuestros fans estaban esperando y necesitando.

-Como conductor de Vorterix Metal, tenés un lugar privilegiado para observar la escena del heavy nacional. ¿Cómo la ves, hoy por hoy?
-Viva, como siempre. La escena nunca muere. Hay cientos de buenas propuestas, de diferentes estilos, tenemos por lo menos cuatro publicaciones gráficas que salen todo el tiempo, programas independientes, lugares para tocar y mucha calidad en general. Por supuesto que esperar que todo funcione como en el primer mundo, es irreal, pero contamos con un metal nacional fuerte y que trata de asomar la cabeza constantemente. Mi mirada fue siempre la misma: soy un músico al frente de un programa, no soy periodista. Defiendo y respeto mucho a mis colegas.

-¿Creés que se vería muy afectado este ecosistema si se confirma la disolución de Almafuerte?
-Es un grupo importantísimo, que me encanta, al igual que todo lo que hace Ricardo Iorio. Para mí es el número uno, sin dudas. Pero me parece ridículo pensar que una banda va a modificar todo el entorno por completo. Aparte, Ricardo sigue en plena actividad. Puede ser que haya un cambio, pero no creo que vaya a ser tan contundente.

*Sábado 9 en el Teatro Vorterix, Federico Lacroze 3455. A las 19.


 
COMPARTIR
Facebook
Twitter
Google+
Pinterest
  
   COMENTARIOS
Cargando ...