El Bondi
Revista Digital
 

Nahuel Perez [ Crónicas ]

 
 
El grupo de heavy metal argentino conmemoró los diez años del album Bajo la Cruz y de la llegada de su actual cantante, Lucas Gerardo, con un sólido show junto a invitados en Vorterix.
Eruca Sativa volvió a coronarse en un Luna Park repleto con un show como pocas veces se vio. Una lista intachable y artistas invitados muy especiales, para la presentación en grande de Barro y Fauna, su cuarto y último disco de estudio.
El cantante español Leiva volvió a Argentina para presentar Monstruos, su tercer disco solista, en el Teatro Ópera; justo la noche siguiente a la que el disco de Abel Pintos, en el que participó como productor, ganara tres Premios Gardel, incluyendo el de Mejor Álbum.
Huevo presentó su segundo disco, No todos eren como ti, con un intenso show en el Teatro Vorterix. Con una impresionante apuesta visual y gran concurrencia, reafirmó su lugar entre las bandas más pujantes de la nueva escena local.
La banda uruguaya volvió a Buenos Aires y presentó Bunker, su nuevo trabajo discográfico, con un show verdaderamente explosivo y muy esperado por todos los que llenaron Niceto a pesar del clima.
La Patrulla Espacial presentó oficialmente su más reciente trabajo de estudio, Sobredosis, con un trío de cuerdas y ante un Beatflow lleno de amigos e invitados.
La segunda edición del Festival Maximus, esta vez en Tecnópolis, volvió a pegar fuerte. Con un line up que fue desde lo legendario hasta lo adolescente, cubrió muchas de las facetas del Heavy Metal, y se consolidó, con sus 20.000 asistentes, como uno de los eventos más importantes de la escena local.
En su tercera visita al país,la primera fuera de un festival, Evanescence dio un recital que enloqueció a sus fans con un sonido demoledor y una lista llena de hits que sacudieron Tecnópolis hasta sus cimientos.
Rulo y La Contrabanda brindó un increíble concierto sacado de la galera, intenso y vibrante, prometió una visita para marzo del año que viene en el Teatro Vorterix y enamoró a la noche del Abasto con su entrañable simpatía.
  
Cargando ...