Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Dios Los Cria

El Necesario Arte Incompleto

Cronista: Gentileza: Martin Fernandez Cruz | Fotos: Beto Landoni

27 de Agosto, 2006

El Necesario Arte Incompleto

Dios los Cría presentó, el pasado sábado en la Trastienda, su nuevo disco. Una vez más, la banda marplatense supo demostrar que en vivo suenan realmente bien.

David Lynch una vez dijo:  “no me interesa darle un significado concreto a mis películas. Yo las presento como rompecabezas que pueden ser armados de varias maneras; queda en el espectador darle un sentido determinado al film” . Esta declaración resume en gran medida la obra del director y, también, lo coloca como uno de los artistas más inteligentes de nuestro tiempo.

 

En la entrevista que concedió Dios los Cría (DLC)  para esta web, Pato Duhalde comentó que su idea (refiriéndose a las canciones) nunca había sido cerrar un círculo, sino proponer. Esa forma de pensar un arte que propone y no un arte que (de forma explícita y chata) “comunica” es vital para una industria musical Argentina que agoniza desde hace tiempo. Tanto Lynch como DLC buscan la idea sólo a través de la forma. No interesa el contenido, sino el marco. Y en estos tiempos de cerebros perezosos (tanto desde los músicos como desde quienes reciben esa música), una obra que invite a la reflexión es de importancia capital. Hay bandas que se basan del vacío para conformar un público (Babasónicos); y otras que utilizan un falso vacío para atestar de ideas sus canciones (el primer Divididos). Ese falso vacío que sabe usar DLC necesita ser escuchado por un oído inquieto que quiera llenar, con su propia experiencia, ese terreno llano, logrando así otorgarle significancia a la canción con la que se enfrente.

DLC es un arte incompleto, un arte que, solo y de manera inteligente, se coloca en quien lo escucha para que sea éste el que le dé sentido. Es una idea astuta, absolutamente generosa y que hace sentir al receptor parte de la misma música que esta escuchando, logrando una simbiosis difícil de alcanzar. Que la banda se haya percatado de esto es lo que la hace tan interesante.

Ver en vivo a DLC magnifica esa sensación del arte incompleto, ya que un recital (y todo lo visceral este acontecimiento comprende) indefectiblemente une al individuo aún más con una música de la que aunque no formó parte en su etapa de gestación, si formó parte en su etapa evolutiva.

Este nuevo concierto de la banda en La Trastienda fue para celebrar la salida del nuevo disco. Así que bajo esa premisa la banda volvió a demostrar que en vivo suenan tan bien (o incluso mejor) que en estudio. El grueso del repertorio estuvo conformado por temas de su nuevo trabajo (“Justo cuando nos estábamos quedando sordos”), uno que de a poco se va desentendiendo de las raíces del grupo. De una forma auténtica DLC esta despegando, con seguridad, a la búsqueda de una nueva y definitiva identidad; una que no busca consagraciones banales, sino que se interesa por lo que realmente le importa a la banda.

Y esos temas que generen inquietud en la banda, se traducen en recitales genuinos y maravillosos. Que este sea un grupo poco escuchado, es absolutamente sintomático de los tiempos que esta atravesando la música masiva y quienes la escuchan.  
TODAS LAS FOTOS