Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Cientificos del Palo

Ciencia y sudor

Cronista: Pablo Andisco | Fotos: Beto Landoni

18 de Abril, 2008

Ciencia y sudor

Los de Mar del Plata se hacen cada vez más fuertes en los escenarios porteños y demostraron que en el Unione ya juegan de local.

El humo fue la noticia de toda la semana en buena parte de la provincia de Buenos Aires. Los chicos de Científicos del Palo, originarios de Mar del Plata, se hicieron los 400 kilómetros para cambiar el aire de la playa por la neblina de Congreso y brindar el potente show que nos tienen acostumbrados.

La noche arrancó temprano y se prolongó por más de cuatro horas. Eternos Soñadores abrió la velada y luego subió A Pedal, quienes entre versiones de Los Redondos y Los Piojos continúan presentando su EP “Bravo”. Las dos bandas levantaron aún más la temperatura en un club que mostraba cada vez más gente que disfrutaba de un ritual en vías de extinción: una cerveza en un concierto de rock

Los Científicos comenzaron ya pasada la medianoche con “Until the victory, chango” y regalaron lo que ya hace tiempo vienen mostrando en Capital: un show bien al palo, basado en “Indigencia y distancia”, su disco del 2007. El resultado fue un tema tras otro y la gente a puro salto sobre el piso de madera del Unione. Sólo se permitieron un respiro en la suavidad de “Código Morsa”,  y también hubo lugar para la clásica versión de “Get up, stand up” de Marley y Tosh, mas potente que la original, y con un puente con cita al Could you be loved” de Bob.

Los de Mar del Plata tienen influencias bien marcadas: rock de power trío, con idas y vueltas hacia el funk y el folklore, claro sinónimo de Divididos. Pero a diferencia de otros artistas que esconden sus influencias, los Científicos se hacen cargo y redoblan la apuesta, al punto que Ricardo Mollo les produjo el tema "Dormijito" y compartió escenarios, como en el Pepsi Music 2006.

La banda puede parecer nueva a los oídos porteños, pero hace diez años que viene forjándose en su ciudad de origen, y cada músico sabe qué aportar para el funcionamiento del combo. La batería de Nicolás Terrén y el bajo de “Popete” Andere son pura polenta, y permiten que “Pepo” San Martín, indiscutido frontman, pasee su guitarra y su voz por diferentes matices. Un aspecto a mejorar pasa por encontrar un equilibrio entre el volumen y la nitidez, ya que por momentos el sonido se pierde en una bola sin demasiada claridad. De todas maneras vale el intento: se sabe que sonar muy fuerte y muy bien es una de las cosas más difíciles de lograr, sobre todo en los escenarios del under.

Científicos del Palo tiene unas cuantas cosas a favor: lindas canciones, buenos músicos y un padrino de lujo. Si logran ajustar las tuercas que aún no están firmes, pueden llegar donde se lo propongan.

TODAS LAS FOTOS