Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Mal Momento

Crestas Solitarias

Cronista: Gentileza: Leandro Falcón | Fotos: Beto Landoni

25 de Octubre, 2008

Crestas Solitarias

Frank Zappa alguna vez dijo que el jazz no estaba muerto, que sólo olía raro. Algo parecido pasa con el punk. El sábado fue una buena ocasión para afilarse las crestas, alargar las correas de los instrumentos y hacer canciones con tres acordes con el concierto de Mal Momento en el Teatro de Colegiales.

La banda, que el año que viene cumplirá 20 años de trayectoria, siempre se las ingenió para ser un referente de la escena punk local, más allá de los sucesivos cambios de formación y una momentánea disolución a finales de los ‘90. La banda viene de un 2007 con dos ediciones, un material en vivo (“It’s alive”) y un compilado de estudio (“Archivo Secreto”) y esta ocasión sirvió para presentar parte del material que conformará su nuevo disco, o, en palabras del ilustrado cantante Hermann, “Una buena ocasión para mostrar canciones nuevas”.

Oficialmente, Mal Momento levanta la bandera del punk rock, pero su música también tiene momentos rock and roll, rockabilly y hasta un intermedio reggae en una ensalada de sabores. Una rareza del estilo fue la presencia de un tecladista en la formación, aunque pasó desapercibido, puesto que no se le escuchaba una nota. Otra originalidad de la banda es la presencia de tres guitarras simultáneas.

A pesar de que había que recorrer un par de metros para encontrarse a otro ser humano, el pogo se hizo presente entre el público, haciéndole honor a la autoproclamada tradición de golpearse los unos con otros en actitud de festejo. Alguna vez los Sex Pistols alegaron que el ritual que ahora se encuentra en cualquier concierto del mundo fue inventado por su público, y forma parte innegable de la filosofía punk rock.

El sonido dejó bastante que desear: poco se entendía de lo que decían, o de lo que cantaban; aunque pensándolo mejor, qué sería de un concierto punk rock si el sonido fuera perfecto. El único problema era tratar de adivinar qué canciones tocaban, así que, para placer del seguidor de la banda que pueda leer ésta nota, fuimos a pedir la lista de temas con el fin de citar algunas de las obras interpretadas, pero el personal de seguridad se negó, no sin un dejo de satisfacción, a nuestros pedidos de cogotear y escribir las canciones que estaban anotadas al lado de la pedalera del guitarrista.

A pesar de la no muy prudente convocatoria y un sonido que no estuvo a la altura, el punk rock se hizo presente en El Teatro, a pura cadena y tacha, de la mano de Mal Momento.

TODAS LAS FOTOS