Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

JAF

“Un Largo Camino” al Gran Rex

Cronista: Gentileza: Gaby Salomone | Fotos: Gentileza: Ro Diaz

21 de Mayo, 2005

 “Un Largo Camino” al Gran Rex

Se trató de su primer show en el teatro de la calle Corrientes. Sin bien haría hincapié en su último trabajo, el show cobró un tinte restrospectivo cargado de grandes éxitos que impidieron ver un nuevo JAF. Más que renovar su público, el ex Riff a

Se trató de un show hiper promocionado en radio y a través de su presencia en diferentes medios lo que generó una gran expectativa que se vio realmente plasmada en la cantidad de público que abarrotó el teatro de la calle Corrientes. Sin embargo, lo extenso del show en su faceta acústica por momentos pareció llevar el clima a un lugar diferente al esperado por la audiencia.

En el arranque todo parecía acorde a una fiesta rockanrrollera, el ex Riff preparó el clima con una versión del emblemático “Helena X” sólo con su guitarra y ante un telón aún sin correr, para luego estallar (ya en compañía de bajo y batería) con “Dale gas a la máquina”, “Furtivos amantes” y “Vamos solo quiero Rock and Roll” .

Hasta ahí el teatro vibró en ovaciones y aplausos, pero luego el show se internaría en una sucesión de baladas y blues que instalaría el clima de un set acústico interminable y casi sin retorno, que se vio reflejado en las reacciones de un público que reclamó sin éxito por más rock and roll.

Lo que en principio parecía el momento emotivo de la noche, luego se extendió por más de una hora y media con un desfile de invitados de los más diversos géneros entre los que estuvieron Adrian Barilari (Rata Blanca), Calor Sidelberg (Mambrú), la cantante Sandra Guía, y Mauricio Marcheli (violinista de la orquesta estable del Colón) entre otros. Con cada uno de ellos interpretó más de un tema, que incluyeron los clásicos de su carrera.

Esto instaló al show en un ambiente que si bien arrancó relajado y ameno, por momentos se tornó somnoliento. Eso se notó en la respuesta del público cuyo entusiasmo recién volvería sobre el final de la noche, cuando los Superratones irrumpieron sorpresivamente sobre el escenario para interpretar con el ex Riff un popurrí de covers de Credence.

El hincapié excesivo en la balada y el blues a lo largo del concierto dejó un sinsabor que pedía más rock and roll, sabiendo todo el despliegue del que es capaz JAF en ese género. Además, fue llamativo el silencio al que se llamó respecto de Pappo. Su paso por Riff no es ignorado por nadie y la ausencia de un gesto conmemorativo al carpo del blues, lamentablemente se notó.
TODAS LAS FOTOS