Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Estelares

La canción sobre todo

Cronista: Sergio Visciglia | Fotos: Anabella Reggiani

11 de Junio, 2010

La canción sobre todo

Los Estelares se presentaron el pasado fin de semana en Niceto, llevando a Palermo la fábrica de canciones que hay en su discografía, para seguir presentando “Una temporada en el amor”.

“Nos mudamos de barrio” anunciaban las pancartas que incitaban a presenciar el fin de semana pasado los shows de Los Estelares en el palermitano Niceto. Aquella frase entonces jugaba tal vez un poco con los diferentes puntos de la provincia de Buenos Aires a los que pertenecen sus integrantes (Junín, La Plata), y con las constantes presentaciones que se venían dando en La Trastienda, allí en el pintoresco San Telmo.

En la noche del viernes, luego de un lindo mini set de la cantante María Eva Albistur, bien cancionero y de fogón, “Las vías del tren” dio comienzo al plato principal de la velada, un tema perteneciente al exitoso disco Sistema Nervioso Central (2006) que a fuerza de sus buenas y entradoras canciones se afirma como el eje de cada show de Estelares, pese a no ser el último. Así es como sus piezas van entrometiéndose permanentemente como marcando el camino: “200 monos”, “Eléctricos duendes”, o las exitosas “Aire” y “Un show”, esta última probablemente una de sus mejores canciones de la banda, que resume un poco en letra y música la propuesta de canción que ofrece la banda.

Pero Una temporada en el amor (2009) es el nuevo caballito de batalla, y además el que tiene que cargar con la pesada mochila del éxito del álbum anterior. Así empezaban a escucharse “Tanta gente”, “4 chicos” o la nostálgica “Las luces de sueño”, que continúan por el camino ya consolidado de guitarras que suenan en pos de la canción. Y así es que en vivo se escuchan casi todo el tiempo cuatro violas, entre acústicas, eléctricas, rítmicas y la líder de Víctor Bertamoni.

El sonido entonces siempre aparece compacto, con teclados que se lucen en “Un viaje a Irlanda”, y la potente batería de Carlos Silvera que le otorga un plus rockero a las canciones, acompañando esa voz melancólica de Manuel Moretti que hace resaltar el aire cuasi tanguero año dos mil de las letras. Pero hay tiempo también para un poco de baile cuando aparecen “Jardines secos” o “Qué será”, donde la bola de boliche de Niceto se siente en su mejor momento de la noche.

“Moneda corriente”, “América” o “Mariposas”, temas de Ardimos (2003) fueron brotando en la noche, entre algunas arengas a la selección de fútbol, y cierto mensaje de poco amor para con la diva de los almuerzos, antes de que suene “De la Hoya”, canción que Moretti resaltó como una linda pieza que hubiera querido que tuviera más éxito popular en su momento.

Con letra en mano, sonó “El aguijón”, versión del delicioso tema de Los Fabulosos Cadillacs que formará parte de la segunda edición del disco tributo a la banda de Vicentico, Flavio, Rotman y Cía. “Melancolía”, uno de los últimos cortes precedió a un pequeño descanso, donde los músicos van, en palabras del propio cantante, “algunos a mear y otros a hacer otras cosas”.

En los bises se asomó otro cover, “Pronta entrega” de Virus, y la excelente versión que hace en vivo la banda. Para el final llegaron otra vez dos canciones de Sistema Nervioso Central, “El corazón sobre todo” (que originalmente aparece en Amantes Suicidas, 1998) y “Un día perfecto”, eludiendo para la ocasión a “Ella dijo”, tal vez el mayor éxito del grupo que en los últimos meses hasta se coló en las tribunas del fútbol argentino.

Dos horas de placenteras canciones redondearon un buen show de una banda que, con el apoyo del sello más influyente del país, logra la merecida difusión de su muy buena propuesta musical.

TODAS LAS FOTOS