Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Arbol

Un Arbol de Oro

Cronista: Gentileza: Sebastián Barrera | Fotos: Beto Landoni

12 de Julio, 2005

Un Arbol de Oro

El templo del rock de Obras Sanitarias se vistió de fiesta para recibir a los chicos de Arbol que presentaron su último trabajo Guau! que ya es disco de oro y de paso se oficializó durante el show.

Desde temprano ya se asomaban las 3.500 personas que marchaban hacia Obras para hacerle el aguante a la banda de Pablito, Edu, Sebas, Martín y Hernán que esperaban ansiosos por salir del camarín.

Una vez adentro, los cantitos iban y venían hasta que las luces se apagaron y los primeros acordes de Trenes, camiones y tractores levantaron al público arbolero. Un público adolescente, púberes que con otros compañeritos decidieron ir a ver a su banda y saltar y gritar al ritmo de los gastados, pero tan macanudos Pequeños sueños y El fantasma; así como también, la asistencia de los viejos seguidores que tal vez esperaban algún tema de Jardín Frenético, su primer trabajo allá por el 96.

Los sonidos subieron y bajaron como ya nos tienen acostumbrados: Chikanoréxika levantó los ánimos, Ya lo sabemos emocionó a todos, Cuosa Cuosa logró un lindo descontrol, mientras que Rosita se llevó todos los aplausos de la noche.

Ya a mitad del camino, desenchufaron las guitarras y con una criolla y un bombo mostraron el dominio de las voces con temas como Canciones, Cascara mascara y Soy lazoila que se ganaron el respeto del público que miraba, cantaba y aplaudía casi al mismo tiempo.

Ya al final, asustaron a todos con el típico “Nos vemos che, gracias por todo”, y se despidieron con el fiestero Ya me voy. Pero como... ¿se fueron? Tranquilo negro, ¿desde cuando la primer despedida es real?.

Los chicos de Haedo volvieron y cumplieron cada uno de los caprichos. Si nene, tocaron El fantasma, no te preocupes. La gente chocha y contenta siguió pidiendo y con eso vino el hit de su anterior disco, La vida. ¿Alguna más? Si, pero se hizo esperar, primero el tema Chapusongs, y después sí: los cinco árboles se reunieron frente al escenario y les dieron el gusto al tocar la versión vocal del clásico ricotero JI JI JI. “A ver, hagan silencio che, que este tema es difícil de cantar” gritaba Edu mientras se preparaban para presentar el último tema de la noche: “Bom, bom, bom, booom... en este film velado... en blanca noche” . La gente, a pleno.

A pesar de la horita y un poco más de show, los 34 temas de la noche dejaron más que satisfechos a todos los niños, adolescentes, pibes y padres de todos ellos que se reunieron en Obras para ver a una de las bandas revelación de nuestro rock nacional, que con un disco de oro debajo del brazo, no piensan dejar de crecer.


TODAS LAS FOTOS