Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

LP Music

La Plata, ciudad con rock.

Cronista: Gentileza prensa | Fotos: Gentileza: Prensa

27 de Noviembre, 2010

La Plata, ciudad con rock.

La lluvia era inminente y la temperatura había bajado considerablemente. Así abrió sus puertas el día 2 del LP music 1.0, el festival de música y tecnología que se realizó en el Hipódromo de La Plata; el primero de este estilo en la ciudad, que reunió a varias generaciones, incluso a familias enteras.

A las 22.20, y con su clásica mochila al hombro, subió Ricardo Mollo, y atrás de él Diego Arnedo, y el energético baterista Catriel Ciavarella. “Salir asustar” fue el tema que abrió el show de Divididos; le siguió “Capo capón” y se desató el pogo con “El 38”. Luego el trío tomó asiento con “Spaghetti del Rock” y “Par mil”, canciones que la gente coreó con ganas.

Hicieron varios temas del nuevo disco, como “Muerto a laburar”, “Amapola del 66” y “Hombre en U”. Fueron realmente aplaudidos cuando, con un agradecimiento a San Pedro y un saludo al cielo, hicieron sonar los acordes de “Sucio y Desprolijo”, reivindicando así al maestro del Blues Local y cerraron el festival con el clásico de Sumo, Nextweek.

En ese mismo escenario habían estado horas antes los chicos de El cuartito del Pepa, quienes desde Ensenada nos trajeron un set a puro ritmo rioplatense, ska, reggae, bicicleta y máscara de luchador mexicano. Fueron seguidos por los platenses Smith & Wesson y El Cuarteto de Nos. Los orientales salieron con “Mírenme”, y “Gratis”, donde el público ya celebraba la actuación. “Así somos, a veces raros, a veces bipolares” fue el puntapié para “Bipolar”, canción que define a la propia banda.  El Cuarteto brindó un show colmado de humor y rimas, con una pequeña apuesta a lo visual: un lindo juego de luces de colores e imágenes en las pantallas.

Vale destacar también la actuación de Smith & Wesson, quienes a las 19.20 comenzaron su show con muy poca convocatoria y un problema con la guitarra.  Solucionado, y de vuelta a las pistas, al cuarto tema el público ya se reunía a aplaudir. Fue recién en el enganchado de covers (“Back in Black”, el destacado) que lograron captar la atención de la gente. Buena performance. Por su parte, el escenario 2 mostró algunas postales del under platense y alrededores, como Pájaros, Se va el Camello y Patanes.

La escena del rock local tuvo su lugar junto a los grandes consagrados. Así, aunque las 10 mil personas no lograron llenar el predio, el aguante platense se hizo sentir, mas aún con la actuación de Divididos, quienes reivindicaron su condición de aplanadora.

TXT: Natalia Bohdan

TODAS LAS FOTOS