Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Dread Mar I

El futuro es hoy

Cronista: Gentileza: Pablo Rios | Fotos: Jose Fuño

27 de Abril, 2011

El futuro es hoy

Dread Mar I y Los Guerreros del Rey coparon el Luna Park miércoles y jueves, donde se vivió una verdadera fiesta del estilo reggae. 

La noche de Baires era cálida, los autos rebalsaban las calles, las veredas del Luna Park pisadas por cientos de fanáticos de Mariano Castro, conocido como Dread Mar I. La intensa previa con globos verdes amarillos y rojos se convirtió en fiesta cuando el estadio quedó a oscuras y las pantallas empezaron a reproducir un video introductorio, al tiempo que los músicos se acomodaban para que "El árbol sin hojas" diera inicio a una noche soñada.

Mientras la banda pelaba acordes profundos de la mano de canciones como "Libremente", "Si te busco" y "Hablan", cientos de cámaras en el aire seguían la figura del Dread.  "La fe" fue enganchada a "No corras" y a uno de los mas cantados de la noche, "El malvado"; mientras que "Nena" y "La luz y la ilusión" acercaron el momento romántico.  

El Luna vivía una ovación permanente en cada segundo de silencio. "Como Moisés" fue pegado a "Luz" y el público escuchó los acordes de "Más allá de tus ojos" y se entregó con los brazos abiertos, de pie en las plateas y cantando como si fuera la última de la noche.   

La banda salió de escena y pocos minutos después las pantallas reproducieron un video en el que el jamaiquino Luciano hablaba de la relación con Mariano y sus músicos. Luego la banda arremetió con "Ghetto" y “Aprenderé”, con las que el Luna recuperaba la temperatura.

Luego llegó un nuevo set romántico, con "Verías que el amor", "Amor eterno", "Lluvias nubes y tristezas", "Migajas" y la gran canción de la noche, "Sálvame", con todo el estadio de pie cantando, las luces amarillas iluminando todo y una de esas letras que te penetra el alma.

Tras otro parate, para ya entrar en el segundo y ultimo set de la noche, las pantallas reproducieron otro mini video de Luciano cantando el estribillo de "Guide light", pero fue "Tu desamor" la encargada de seguir con el show. Los siete mil presentes corearon "De lejos", que fue enganchada con "Tu sin mi", donde los teléfonos sacaban fotos o filmaban, y los oídos sólo se hacían cargo de escuchar ese tema con el que muchos conocieron al Dread.  

La espiritualidad no es cuento en las letras de Castro y se notó en canciones como "Aunque digan", con absolutamente todas las manos de lado a lado siguiendo la coreografía, "La verdad" y pegado, ahora sí, el cover de "Guide light". Alguno medio colgado que no conoce la versión original puede interpretar que la canción dice "ya es legal", pero la frase original es "Jah is the guide".
Ya en la recta final sonaron "Donde estés", "No convencerán" y "Soldado" enganchada con "Principio y fin" y "No te amo", ambas coreadísimas. El
Luna miraba el reloj, en el limite de lo permitido, hasta que llegó "Promesas" y el broche de oro con "Inspiración", para redondear casi tres horas de un show inolvidable que se grabó para un futuro DVD.

Dread Mar I repasó las etapas de su carrera, demostró por qué es un referente del reggae del momento y sabe que remarla día a día y trabajar duro tiene sus frutos: dos luna llenos y muchos más por llenar a futuro cercano.
TODAS LAS FOTOS