Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

La Franela

A puro baile, beso y emoción

Cronista: Gentileza prensa | Fotos: Gentileza: Leandro Baglietto

15 de Octubre, 2011

A puro baile, beso y emoción

La Franela se presentó en La Trastienda para adelantar temas de su próximo disco, Hacer un puente, y hacer un recorrido con clásicos de Los Piojos incluídos.

La cita era a las 21. Sin embargo, la noche invitaba a disfrutar un poco más del aire libre y por eso, la gente empezó a llenar La Trastienda una media hora más tarde. Hacía calor, y un verano adelantado en pleno inicio primaveral calentaba las calles de San Telmo. Pasadas las 21.30 las luces se apagaron y se corrió el telón para que La Franela apareciera en escena. Con el dibujo de un martillo negro de fondo, la banda estaba lista para adelantar algunos temas de su nuevo disco, Hacer un puente, que verá la luz el 28 de octubre.

Sin mediar palabra, la banda de Daniel “Piti” Fernández arrancó la noche presentando un divertido ska, “Price for freedom”, tema de su nueva producción que ya se podía escuchar en su página web; y con “414”, la onda de adelantos quedaba en claro. El primer flashback piojoso fue “Entrando en tu ciudad”, para que la gente empiece a poguear recordando los viejos rituales. “¿A ver qué les parece este tema?”, desafió el cantante para presentar “Sirena”, que ni bien terminó, el público la aprobó con un extensivo aplauso.

Seguiría “Magia”, un reggae pegadizo de su primer disco, Después de ver, que la gente acompañó cantando y bailando en sus lugares, y se le pegó “Pasarás”, compuesto junto a Germán Daffunchio y cantado por Joselo De Diego. Después llegó “Maikel”, otro tema del próximo disco con aires de balada romántica. “Se nos acabaron los temas nuevos”, engañó Piti mientras la gente aplaudía. “¿Aplauden porque se nos terminaron?”, les preguntó, y los seguidores respondieron con un enérgico “no”.

“Llega el tren”, el primer tema de su disco debut, canción que amagó con ser parte del repertorio piojoso y que en algún show Ciro le diera voz, hizo que las camaritas digitales entre el público se encendieran para llevarse un videíto de souvenir. “Este tema es para chapar”, bromeó Joselo. “Vamos a casa después del show, entramos todos”, invitó el ex Piojos para desatar un alarido entre las fanáticas de la banda, y así recordaron el conocido “Solo y en paz”, del álbum Máquina de Sangre. De inmediato, sorprendieron a todos con un cover. “¿Conocen a Los Paralamas?”, preguntó Piti antes de hacer una rara versión de “Dos margaritas”, donde se dieron el gusto de mezclarla con versos de “Desaparecido” de Las Pelotas.

El momento emotivo de la noche fue con el último adelanto, “GPS”. Un tema compuesto por Piti que recuerda el viaje que hacía de Buenos Aires a Córdoba para visitar a su hijo mayor, Antonio. “Lo bueno es que ahora Antonio vive conmigo”, afirmó el cantante y sostuvo: “uno hace las cosas y todo vuelve”. Antes de arrancar, avisaron que no valía emocionarse, pero con semejante relato ya era una misión casi imposible, más aún cuando pasaron los primeros acordes y Antonio subió para cantar a dúo con su padre.

Antes del impasse, una versión reggaetonera de “Todos los vientos” generó un baile en medio del campo de La Trastienda. “Vamos al baño y volvemos”, avisaron arriba del escenario y muchos abajo siguieron la idea.

Pasaron algunos minutos y La Franela volvió al escenario para terminar el show. “Vine hasta aquí”, clásico piojoso, anticipaba lo que se venir. Sin embargo la gente no paraba de pedir el “Reggae rojo y negro”, un tema ahora más franelero que piojoso. “No, esa no la vamos a tocar”, amenazó el líder y siguieron con “Al desierto” y el pegadizo “Lo que me mata”. Para darles el gusto a todos y terminar bien arriba, ahora sí sonarían el reclamado “Reggae rojo y negro” (más movida y festiva que la original) y “Akanakena” para cerrar como la noche lo merecía.

La Franela se está consolidando. Con el bonus que le dan los viejos seguidores de Los Piojos, los músicos ofrecen una combinación de reggae, rock y ska. En un show festivo, alegre y con momentos para la emoción, redondearon una noche perfecta en La Trastienda. Ahora bien, los seguidores deberán esperar unas semanas para tener en sus manos la nueva obra, que por lo anticipado hoy, promete un disco lleno de hits y sonidos pegadizos.

TXT: Francisco Diez

TODAS LAS FOTOS