Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Mad Profesor

Dub en el universo

Cronista: Gentileza: Pablo Rios | Fotos: Beto Landoni

14 de Junio, 2012

Dub en el universo

Mad Professor volvió a Buenos Aires y se presentó en La Trastienda junto a Nairobi en una nueva fría noche de jueves en julio.

Las veredas de Balcarce estaban colapsadas de gente, los que esperaban por Mad Professor y los que salían de ver a Sandra Vásquez que se quedaban boyando por ahí. La barra estaba en plena ebullición y los tragos salían como en verano.

El sonido empezaba a vibrar de las consolas, Nairobi hacía sonar su base de batería, teclados, computadora y la mezcladora. Los ritmos pasaban, así como también las interpretaciones de DJ Baladi, cantante de la banda, quien modificaba su tono de voz dependiendo del tema. Nairobi dedicaba algunos fragmentos de sus temas "a la gente que piensa que llorar es una buena opción", mientras traía invitados para cantar o tocar la percusión, entre ellos, desde Chile, Manuel de la zpe, para ponerle un poco de hip hop al set.

Mientras todo esto pasaba y con más de 40 minutos de show de Nairobi, sobre el escenario y tras la invitación del frontman, llegó Mad Professor para tomar el control de las consolas y compartir dos temas con los argentinos. No se trataba de la primera vez, ya que   habían compartido escenario en Buenos Aires en  2009 y 2010. Entre otras vivencias juntos, Mad había producido Wet, el segundo disco de la Nairobi, que también fue mezclado en Ariwa, en los estudios de Londres.
 
Cuando el corpulento morocho guyanés entró y tomó el control, el volumen amplió su sonido y ya nada volvió ser lo mismo. El público tomó un poco más de protagonismo, los ritmos invitaban al delirio, como el dub, el dub step, el dance hall dub y por qué no, también el reggae roots.

Durante más de dos horas de show pasaron por la consola temas como "Jam Rock" de Demian Marley, acordes de Lee Perry y del magnifico Peter Tosh, con altibajos y remixes en varios estilos.  Cuando el show estaba llegando a su final llegaron dos coristas argentinas para darle un tono más reggae al show, sin perder esa energía electrónica que tiene de base el delirio.

Un grande del Dub, un pionero, un emblema volvió a Buenos Aires a presentar su nuevo material y lo hizo con sus amigos de Nairobi, quienes también brindaron un buen show, y demostraron que un show de Dub puede llevar más de 750 personas.
TODAS LAS FOTOS