Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Rock a la Orden

El barrio se hizo canción

Cronista: Redaccion El Bondi | Fotos: Gentileza prensa

17 de Marzo, 2013

El barrio se hizo canción

Presentación oficial del primer disco de Rock a la Orden en The Roxy Live. Crónica y fotos del show.

En la previa el clima era de carnaval. Con el viento frío del sur llegaron a Palermo y en buen número, los seguidores que Rock a la Orden fue cautivando a lo largo de sus siete años de vida, para calentar la noche de domingo y llenar The Roxy Live. Los viciosos, los encargados del núcleo del agite, hicieron una vez más de las suyas y fueron responsables de que ese clima de fiesta no descansara durante el show, como sucede en cada uno de los recitales de la banda de Zona Sur.

El comienzo fue con "A mí me gusta verte bailar", "Empezar de nuevo" y "Corre, corre", tres temas del nuevo disco ya curtidos en el ruedo de los vivos. Si bien la canción "Doble golpe" fue una de las que cerró la lista de temas, el arranque del show, poblado de riffs y algún solo de guitarra, confirmó el dicho que asegura que quien pega primero, pega dos veces. En el corte de la siguiente "Canción de hoy", Pablo Germade, cantante de Rock a la orden, dio la bienvenida a conocidos, amigos y extraños, y detrás explotó nuevamente el estribillo.

El disco debut de Rock a la Orden, que no lleva título alguno, contiene canciones que hace tiempo forman parte de las listas para los recitales en vivo, entre ellas "Noche", que sonó a continuación. Sin embargo, para la grabación del nuevo material, la banda buscó darle una vuelta de tuerca rockera al sonido de las producciónes. El buen momento de los músicos se demostró arriba del escenario: Pablo Liotta y Pablo Fontana, en las omnipresentes y feroces guitarras eléctricas; Esteban Leotta y Leo Benítez, en bajo y batería respectivamente, conforman una dupla de base aguerrida y potente, al tiempo que cada uno tiene sus momentos para despacharse con algún solo. La del flamante álbum no fue la única presentación del domingo palermitano: Matías Reynoso, en teclado y otros menesteres como la viola acústica, es la más reciente incorporación en las filas de Rock a la Orden, inyectando el ensamble no sólo con las teclas.

El genocida Jorge Rafael Videla insinuó en una entrevista a un medio español, que las Fuerzas Armadas deberían armarse para defender la República. Pablo Germade se encargó de repudiar las palabras del represor antes de tocar "Revolución", reflejando el sentir de la banda quilmeña, preocupada por lo social y con alta carga de emociones. También hubo tiempo que subieran al escenario miembros de No Nos Cuenten Cromañón, una agrupación de sobrevivientes de la tragedia, a expresar tanto el dolor hacia las víctimas como el apoyo a los músicos de Callejeros.

Entre las canciones incluidas en el repertorio, pero que no forman parte de la producción de estudio, estuvieron "El argentino", "El rey manda", "Jonco" enlazada con un segmento de "You could be mine" de Guns ‘N Roses, y "Para Adelante", un viejo tema que Germade definió como el himno de la banda. No es solo Rock & Roll, entre los rocanroles se filtran el blues, el reggae, el tango, la milonga, la murga, la cumbia. Tambien una canción de amor como "Estrella", que comenzó con sólo teclado y voz, y terminó con la banda completa sobre el escenario, dispuesta a encarar el último tramo del show. Todavia quedaba mucho rock.

La música es también amistad, y varios amigos fueron invitados a tocar en la noche del domingo: Tincho de La Perra que los Parió, Germán de La 25 y Nacho de Cuesta Arriva acompañaron en los vientos; y Nelson Pombal, productor del disco y factor importante del buen momento de la banda del sur, subió al tablado con una Fender Telecaster, para destilar rock en forma de solo de guitarra en "Rebelión". El cierre del show, de renovada intensidad eléctrica, se llevó los restantes temas que forman parte del primer disco de Rock a la Orden, presentado en esta ocasión: "Ven a mí", "Duendes desesperados", "Doble Golpe", "En el filo", y "Dos extraños".

De esos momentos que se esperan por mucho tiempo y que pasan quizás demasiado rápido, sin que eso signifique dejar de disfrutar el instante real que luego se convierte en recuerdo eterno. La banda de Quilmes cumplíó no sólo con su primer y principal objetivo profesional en el camino del rock & roll, sino también con un sueño del pibe, la ilusión de una historia de barrio con futuro bienaventurado. La noche de la presentanción del disco, la fiesta de Rock a la Orden, es la consecuencia del esfuerzo diario que hace una banda independiente. 


Fotos: Cortesía de Char Garcia Causaran
TODAS LAS FOTOS