Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

La Mississippi

Una banda de la gente

Cronista: Gentileza: Paula Claro | Fotos: Barbara Sardi

03 de Agosto, 2013

Una banda de la gente

La Mississippi celebró sus 25 años de carrera con dos fechas en el Teatro Vorterix. Dos noches llenas de invitados y recuerdos que hicieron un recital memorable.

Veinticinco años de carrera en la historia de la música local es un excelente motivo de festejo. La Mississippi presentó su décimo disco de estudio (Búfalo, editado en 2011 y con el que estrenaron la formación de quintento) y repasó todos sus álbumes, en dos shows que fueron filmados y quedarán plasmados en un futuro DVD. 

Ambientado con butacas, el Vorterix ya se mostraba colmado el sábado por la noche cuando puntualmente a las 21, unas palabras de Mario Pergolini a través de una pantalla dejaron en claro que no sería una noche cualquiera. 

La banda ingresa sin muchos rodeos y el cantante Ricardo Tapia dedica unas palabras a la jornada del viernes: "Esta es nuestra segunda noche de festejos. Anoche la pasamos bárbaro, ¿están listos para bailar?¨. La gente ovaciona y baila y aplaude como si fueran seguidores nuevos, aunque la mayoría merodea los 40, pero sin pudores, dejándose llevar por el blues y el rock. 
 
La banda demuestra que musicalmente puede moverse por diferentes estilos, aunque tiene sus raíces en el blues. Cada canción es anticipada por algunas palabras del cantante, que en su rol de frontman la tiene más que clara. "Que mujer" la dedica "a las mujeres, que son hermosas pero son... raras"; mientras que aprovecha "Blues del equipaje" para recordar a Pappo y regala "Valentín Alsina" a un amigo de la banda que cumple años.
 
A lo largo del concierto se fueron proyectando diferentes videos con anécdotas y testimonios, destacándose el de un emocionado Héctor Larrea, quien contó cómo con La Missisippi conoció Buenos Aires. Cabe recordar que el histórico locutor ofició de presentador en algunos conciertos de la banda.
 
El final se va acercando con "Café Madrid" y "Ermitaño", la canción inspirada en Ricardo Iorio y con la presencia del Tano Marciello, quien se adueña del escenario como es costumbre y deja al público sobreexcitado. El cierre parece ser con el clásico "Un trago para ver mejor", pero finalmente regresan ante un público que pedía bises, para terminar con "Un poco más".

La Mississippi demostró por qué es la banda de blues local más vigente e importante. Luego de 22 canciones, la gente estaba satisfecha y al grupo se lo notaba aún más: la postal final del Vorterix es de saludos, abrazos y ovación de pie. 
 
 
 
 
TODAS LAS FOTOS