Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Cosquin Rock

Día 3: Hasta el próximo carnaval

Cronista: Redaccion El Bondi | Fotos: Redaccion El Bondi

03 de Marzo, 2014

Día 3: Hasta el próximo carnaval

Última fecha del Cosquín Rock 2014: Los hermanos uruguayos de La Vela Puerca nos regalaron su alegría, Babasónicos su carisma único y Ciro y Los Persas, todo el show.

Pasó la tormenta, el frío y ya no había casi nada de barro. El reggae trajo el sol y se olvidó de Alborosie, ya que a último momento avisaron que por problemas migratorios no iba a poder asistir al festival. Esta falta hizo que los horarios entre los escenarios se superpusieran y mucha gente se haya perdido de algunos shows.

Un ratito antes de las 21, llegaron los uruguayos de La Vela Puerca con “Llenos de magia” y “Haciéndose pasar por luz” para colmar de alegría la noche. Siguieron con “Colabore” y la gente no paraba de poguear. “¡Buenas noches, vamo´arriba! Un saludo a la gente que vino hoy, ayer y antes de ayer ”, saludó "El Enano" Sebastián Teysera, antes de escuchar “La teoría” de su último disco Piel y hueso. Más tarde se sentó con su guitarra acústica y tocó “Zafar”, una versión emocionante, siempre mágica.
 
Trajeron a un invitado “El Manolo”, quien entró al escenario saludando con Black in black de AC/DC y pegando unos gritos bien heavys para jugar con el público y luego cantaron “Pedro”. Siguieron tocando clásicos como “Escobas”, “Dice” y “La sin razón”, y se fueron regalando su alegría con la canción preferida para que suban a las chicas al hombro, “Va a escampar”.
 
Era una noche perfecta, nada de frío, gente en remera y llegaba el momento de recibir a Babasónicos que entró con toda su estilo tan cálido y rockero con “El baile de Odín” y “Sin mi diablo”, un comienzo eufórico. Alegres por la  hermosa noche que les había tocado, saludaron al público y cambiaron los roles para que Adrián Dárgelos pase a hacer los coros, y su hermano Diego “Uma” Rodríguez se ponga al frente del micrófono para cantar "Microdancing" y pasear por todo el escenario. Todos bailaban, nadie paraba de saltar. Es extraño ver a alguien aburrido o cansado, todas las canciones son sinónimo de fiesta.
 
Sonaron clásicos como “Los calientes” y “Putita” (versión acústica) y nuevos éxitos como “La lanza” de su último disco Romantisísmico. Para terminar eligieron “Carismático” y “Yegua”, dejando la fiesta más que climatizada para el turno de Ciro y Los Persas.
 
Entraron con “Banda de garaje” y “María y José” de Los Piojos y armaron un revuelo de banderas dentro del público. “Tan solo” y “Canción de cuna” fueron los temas más coreados, pero no fueron los únicos himnos piojosos ovacionados. Más tarde Andrés invitó a un viejo compañero, a Micky Rodríguez (cantante de La Que Faltaba) para cantar “Como Alí”. El predio se convirtió en un pogo gigante y arriba del escenario era una fiesta de amigos.
 
Voy a invitar a joven cantautora que va a presentar una canción que ella hizo, ‘Fotos.del ayer‘". Así fue como presentó a su siguiente invitada, que no era una más, era su hija Manuela Martínez. Frente a miles de personas, Manuela se animó a cantar con su guitarra, suave, primero tímida, pero luego más concentrada y segura. Por primera vez cantó un tema suyo que tenía frases pegadizas que parece haber heredado de su padre, y que con el solo de guitarra que agregó Juan Ábalos terminó siendo un tema muy prolijo y el comienzo (con el pulgar para arriba de todos los seguidores piojosos y persas) de una nueva cantante.
 
Después de este momento emocionante, Ciro empezó a jugar al showman: pidió al público que lo ayude a elegir qué canción quería que toque, si “Muévelo” o “El balneario de los doctores crotos”. Como no le bastó con eso, se encendió un juego de maquinita en la pantalla del fondo y usó los brazos de sus músicos como palanca para ver qué tema salía seleccionado. En vez de salir alguno de esos dos que él propuso, salió “Bailar pegados”, de Sergio Dalma. Inmediatamente se puso a cantar horrorizado y el público siguió el canto. Sorprendido, Ciro exclamó “¡Este es nuestro público!”, pide otro brazo para seguir jugando y en el medio dice, “Me siento Guido Kaczka” y empieza a imitarlo, “¿¡No, en serio!? ¿Bailar pegados tenemos que tocar? No, pero, pará un cachito. Vamos de nuevo, vamos de nuevo!”. El público empezó a reírse a carcajadas, le salía igual. Finalmente, salió sorteada “Muévelo” y en medio del tema se subieron dos chicas del público para bailar arriba del escenario, pero después se subió una tercera, ¿y saben quién era? ¡Noelia Pompa!
 
La fiesta siguió con “El farolito” mechado con “La Rubia tarada” de Sumo y para el final volvió la Wally del Cosquín Rock, la gran cantante y guitarrista Lula Bertoldi de Eruca Sativa, con quién tocó “Noche de hoy” y entre banderas flameando terminó la 14° edición del Cosquín Rock.
 
Más de 100 mil personas se acercaron a Santa María de Punilla para vivir 72 horas de música y más de 60 bandas de todos los puntos del país volvieron a encontrar el carnaval en medio de las montañas, afirmando con su presencia que el rock argentino es lo más grande que hay.
TODAS LAS FOTOS