Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Ciudad Emergente

¡Porque esto de Los Brujos es sólo puro juego!

Cronista: Ariel Andreoli | Fotos: Gentileza: Prensa

04 de Junio, 2014

¡Porque esto de Los Brujos es sólo puro juego!

La leyenda alternativa regresó a los escenarios tras dieciseis años, en el cierre de la primera fecha del Ciudad Emergente. Locura, fiesta y diversión garantizada son los mejores adjetivos que se le pueden dar a una de las vueltas más esperadas del rock nacional.

Después de oficializar su vuelta y de presentar una canción que será parte de su nuevo álbum, sólo faltaba mostrarse en vivo a este modelo 2014 de Los Brujos. Así fue que desde las redes sociales, informaron que la cita era el 4 de junio en el Centro Cultural Recoleta, en el cierre de la primera noche del Ciudad Emergente, festival que muestra algo de lo que está pasando en el under.

Desde temprano y de diversas edades, fueron llegando los fans para llenar las instalaciones del lugar, y en el clima se empezó a sentir esa ansiedad constante del público que se moría de ganas por verlos en vivo. La lluvia ocasional que sufrió de a ratos la ciudad, podía hacer pensar a más de uno, que la vuelta se opacaría. Pero para creer o reventar, poco antes de la salida de la banda el cielo se abrió, como esperándolos.

Y así fue, que poco antes de las 21.30, subieron al escenario Etna Rocker (Gabriel Guerrisi) y Huinka (Fabio Pastrello) en guitarras, ZPQ (Alejandro Alaci) y Elle Illuminatti (Ricky Rúa) en el dúo de voces y Meeno (Quique Ilid) en la bata (sí, sin Lee-Chi en el bajo como se sabía), acompañados por el eterno Rudie Martinez (ex Adicta, pilar fundamental de los sonidos modernos en Argentina) en teclados y Gregorio Martinez (Buenos Aires Karma) en bajo. Lookeados con atuendos blancos y negros y bonetes en forma de conos en sus cabezas como en la producción de fotos previa, salieron con un tema nuevo a puro sonido brujo.

Cuando la primera canción terminó y los aplausos estallaban, una chica asiática con la cara pintada subió para decir en su idioma: “Los Brujos no tienen problemas porque vienen de otro planeta”, y ahí fue cuando "Psicosis Total" generó el efecto pogo en miles de personas. La fiesta seguía por eso también sonó "Canción del Cronopio", de su álbum debut Fin de semana salvaje, de 1991.

Casi no hubo tiempo para presentaciones: ya todos sabían quiénes eran y necesitaban ver su energía en vivo. Por eso, alternando con canciones nuevas, la gente se dejaba llevar por el ritual brujo con cada clásico de la banda: desde "Vudú", la instrumental "Gente Pelea" y "Sasquatch", hasta "Flipper" y "Piso Liso".

“Esperamos que les haya gustado: esto sólo fue la punta del iceberg”", soltó Elle Illuminatti, antes de hacer "Beat Hit", una tema que viene sonando desde hace unas semanas, grabado en 1998 con el bajista Gabo Manelli, el ex Los Brujos, Juana La Loca y Babasónicos, fallecido en 2008.

Cuando todo parecía que quedaba ahí, hubo un bis con "Capicúa" y su sonido sideral. "Esto fueron Los Brujos en el Ciudad Emergente. La gira intergaláctica duró un largo tiempo pero ya estamos de nuevo en la tierra: ¡The Aliens Are Back!”, agradeció con alegría Ricky Rúa antes de la inoxidable "Mi papi no te quiere", donde todo fue pogo, mosh y excitación, para un final (corto pero) inolvidable.

Y sí: un día les tocó volver a ellos. Cómo no iban a hacerlo si las anécdotas de sus shows alimentaban las cabezas de los que nunca los habían visto en vivo, y aumentaban la nostalgia de los que sí. Cómo no iban a subir a tocar una vez más, si el mito cada vez los engrandecía más, y hasta un fan (que parecía un soñador y algo loco) inventó un blog donde juntaba firmas para que vuelvan Los Brujos. Ahí estaban vivos, enérgicos y mágicos, tal como se decía.  Alguna vez Daniel Melero dijo que escucharlos sin haberlos visto era como escuchar Sex Pistols sin haber visto un punk, y tenía razón: Los Brujos en vivo son una explosión de adrenalina.

TODAS LAS FOTOS