Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Chevy Rockets

Fiebre de jueves por la noche

Cronista: Redaccion El Bondi | Fotos: Gentileza: Leandro Ciaffone

31 de Julio, 2014

Fiebre de jueves por la noche

Chevy Rockets se presentó el jueves 31 de julio en The Roxy Live, festejando su ritual entre amigos y manteniendo vigente la mística del rock.

Rocanrol y blues. Si Pappo estuviera vivo seguro estaría en el Roxy, tomando una birra con sus amigos y diciéndole a alguien más joven “ves pibe, esta es una banda de rock, qué me venís con eso de Tan Biónica”. Pappo no está, pero los Chevy Rockets oyeron ese consejo inconsciente con el que el Carpo predicó en cada una de sus bandas: hagan rock.

Los Chevy Rockets son un grupo grande, en integrantes y madurez. Se abre el telón y se los ve uno al lado del otro, excepto el baterista que siempre queda atrás, pero todos igualmente ansiosos, como los seguidores que están abajo del escenario. No hay saludo, ellos hablan al tocar, y así empieza la noche con “Solo necesito un poco de suerte”.

El público brinda en “Buena estrella”, una hermosa balada rockera y aplauden cuando la banda invita a Agustín Gómez, hijo del bajista, para tocar “Dr. Cuervo”. Luego de haber presentado “Satanás”, invitan a una amiga que se acopla a los vientos con su saxo, Paloma Herrera. “Vamos a hacer un poquito de rocanrol”, arenga Eduardo "Vasco" Bariain, cantante de la banda, antes de tocar “Una vez más”. La canción viaja y se convierte en “Vas a pedir” un blues embellecido por el saxo, donde se luce la voz grave y poderosa del cantante. La sensualidad hecha canción, el dolor en palabras, la base del blues inagotable y vigente. Los gestos del Vasco cuentan una historia sentida en su ceño fruncido y en ese grito desgarrador.

Mientras en el escenario suena “Pegar y escapar”, abajo una pareja se pone a bailar rock, algo que sorprende a la banda y cuando termina el tema el Vasco confiesa que les encanta verlos bailar y divertirse con sus temas.  

El ritual, como ellos llaman a cada encuentro, se va terminando pero antes tocan la canción que le va a dar título a su próximo disco, “Camino de barrio” y avisan que el 18 de octubre se van a presentar en La Trastienda para festejar su 19° cumpleaños. El cantante se encarga de presentar a la banda Jorge Blanco (Guitarra), Gabriel Gomez (Bajo), Juan Pillado (Bateria), Federico Sellés (Teclados) y Leandro Rao (Armónica) y se van sintiendo más vivo que nunca ese “Ritual”.

Chevy Rockets representa el legado del rock clásico, ese que no tiene que morir y vive por este tipo de músicos. Pappo ya no está, pero los que viven en el 2014 también merecen disfrutar un buen recital de ese rock y blues argento, sucio pero prolijo.

TODAS LAS FOTOS