Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Molotov

Molotov grabó su MTV Unplugged

Cronista: | Fotos: Gentileza: Prensa

16 de Abril, 2018

Molotov grabó su MTV Unplugged

La banda mexicana abrió un nuevo ciclo de conciertos desenchufados que el canal de música popularizó en los 90.

Mientras algunos ya daban por perdida la oportunidad de escucharlos sin pedaleras y a caja pelada, Molotov realizó su tan esperado MTV Unplugged. En los Studios Quarry, al sur del DF, se grabó el show que le devolvió el rock a la señal de la mano de una las bandas más influyentes del rock latino. Era jueves 12 de abril y el reloj marcaba las 19:30 en la Ciudad de México. La organización hizo ingresar a los asistentes con mucho cuidado. Todo el lugar estaba cableado. Cuatro gradas envolvían al escenario en forma de rombo. Un quinto espacio, más reducido, estaba al ras del piso para que las cámaras no se vean obstruidas.  

El lugar también ha sido la locación para Vampi, el recital que grabaron los Babasónicos en el 2015. La puesta en escena fue magnífica. El arte parecía salido de la cabeza de Tito Fuentes, guitarrista de la banda, quien cuando no se encuentra gritando "el que no brinque, el que no salte" dedica su tiempo a desarrollar su veta artística con un estilo muy marcado.  

Ya eran casi las 20:30hs, todos estaban en sus lugares, la máquina de humo empezó a hacer lo suyo y preparó el inicio del show: los cuatro integrantes caminaron entre la humareda y las luces para llegar al escenario. Un quinto miembro ingresó corriendo entre ellos y se adelantó, tomó dos pinzas de electricidad y las conectó a una batería realizando una explosión como antesala de otra: un cóctel llamado Molotov.  

Luego del momento piromaniaco, el quinto se ubicó detrás de los teclados. No era ni más ni menos que Money Mark, el mítico tecladista que acompañó a los Beastie Boys durante 20 años. Cabe destacar que los molochos ya habían trabajado con Mario Caldato Jr, el productor de los newyorkinos en el disco Apocalypshit. Un sexto y un séptimo integrante se sumaron a esta formación que aún no comenzaba a tocar. Como segunda guitarra se ubicó el argentino Alex Faide, un virtuoso en la lira, como le dicen los mexicanos. Miembro fundador de Los Gauchos Alemanes, Electric Gauchos y Los Twang! Marvels, proyecto alemán que armó junto a una musica chilena.  

Detrás de los bongos y los cencerros se ubicó Melchor Magaña, conocido como Mel. Entre sus acreditaciones cuenta ser integrante de Milo Mel & Mayel, otro proyecto de Tito Fuentes y ex de los desaparecidos Los Nenas.  

Molotov abrió el esperado show con "Here we kum", seguido de "Amateur". Para la tercer canción llamaron al serbio Djordje Stijepovic de Tiger Army que tomó el contrabajo que estaba a la izquierda del irreverente Micky Huidobro. Randy Ebright, el estadounidense recientemente naturalizado mexicano, comenzó a marcar un beat rockabilly. El invitado comenzó a seguirlo. Nadie esperaba lo que seguiría. La primera versión unplugged del himno de la banda: "Gimme tha power". Si Huidobro no mencionaba las primeras líneas, nadie la hubiese descubierto. Los presentes la aceptaron rápidamente y comenzaron a corearla. El show comenzó con todo, con el power mexicano que se caracteriza en cada presentación en vivo. Siguió "Hit me", la segunda parte de la anterior canción, con una invitada que apareció en la última estrofa. Anita Tijoux, una rapera franco-chilena con una vocalización que da envidia y que puede compararse con El Chojin.  

"El desconecte" sorprendió con versiones nuevas y con dos canciones inéditas, "Muerte" y "Dreamers", otra vez junto a Anita Tijoux, en una especie de continuación de "Frijolero", dedicada a los "latinos soñadores" que se encuentran en problemas de migración en Estados Unidos.   

Además de muchos invitados, hubo gaitas en "Matate Tete", acordeón de la mano de Money Mark en "Frijolero", serrucho, taiko, tuba y mucho más. Sin spoilear el show que se verá por MTV a partir de agosto, resta contar que los mexicanos armaron un unplugged con versiones que pretende estar entre los más jugados de toda la familia que comenzó allá por el año ‘89 con el grupo británico Squeeze.   `

El final sorprendió a todos. No por la elección, sino porque todos se quedaron con ganas de más hits.  Cuando todos los invitados se retiraron Paco Ayala tomó posesión de la batería por primera vez en la noche. Sólo quedaban los cuatro. Era momento de la última canción. Randy comenzó con el típico beatbox de la intro de "Puto", la canción que más dolores de cabeza les dio. El show terminó como empezó. Con mucho poder, con un público enardecido y que coreaba cada una de las estrofas. El especial estuvo a cargo de la reconocida productora musical Sylvia Massy, quien trabajó con Red Hot Chili Peppers, System Of A Down y Johnny Cash.  

¿Será "El desconecte" el DVD que Molotov merecía para cerrar su vigésimo aniversario de "¿Dónde jugarán las niñas?"? Muchos creen que sí, pero queda la duda que aún nadie de la banda confirmó: ¿habrá gira desconectada? Sea como sea, hay y habrá mucho "Viva México, cabrones" para rato.

TxT: Daniel Prieto
TODAS LAS FOTOS