Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Attaque 77

Chicos y punk rock

Cronista: Nahuel Perez | Fotos: Daniel Prieto

27 de Abril, 2018

Chicos y punk rock

Como parte de su gira por los 30 años de trayectoria, Attaque 77 volvió a su viejo hogar de Obras Sanitarias, y durante dos horas y media repasó toda su discografía, desde sus cimientos hasta el corte de difusión de su último disco.

Lejos de un orden cronológico razonable y con el templo del rock en su máxima capacidad, la retrospectiva comenzó directo en la nostalgia con "Espadas y serpientes", del emblemático El Cielo Puede Esperar de 1990 que los catapultara a la fama, y una de las placas más visitadas a lo largo de la extensa lista, seguido por "Como salvajes" (Triángulo de fuerza, 2016) en el otro extremo de su discografía, para llegar a un equilibrio con "Ángeles caídos" del LP homónimo del ’92 y "Vacaciones permanentes" (Radio insomnio, 2000).

Entre reliquias del punk argentino como "Hay una bomba en el colegio" (Dulce Navidad, 1989) y "Cuarto poder" (Todo está al revés, 1994), brillaron los diferentes géneros en los que la banda oriunda de Flores incursionó a lo largo de sus tres décadas, como el ska en "Amigo" (Otras canciones, 1998), o el reggae en "Tres pájaros negros" (Amén!, 1995). Tampoco faltaron los hits que signaron la carrera de la banda, como "Hacelo por mí", acompañados de Juanchi Baleirón, productor de El cielo puede esperar o "Arrancacorazones" (Antihumano, 2003).

En uno de los momentos más destacados, Claudio Leiva, baterista original de Attaque y la bajista Alejandra Gravinese, se acercaron al escenario para recrear la formación original de Cabeza de navaja para interpretar "Ya se", editado en 1995 en el álbum Amén!.

Ya para el tramo final del recital, Ciro Pertusi, ovacionado por el público, se sumó a Luciano Scaglione, Leo De Cecco y Mariano Martinez para interpretar "El pájaro canta hasta morir", "No te quiero más" , el clásico "Flores robadas" y "Alza tu voz". Para los Bises y junto a todos sus invitados, esta vez incluyendo a los colombianos de Tr3s de corazón que horas más temprano talonearon la fecha, sonaron los infaltables "Dame Fuego" de Sandro y el eterno himno de la banda, "Donde las águilas se atreven" en un final emocionante.

En un escenario importantísimo en su trayectoria desde la presentación de El cielo puede esperar en el ’91, fue un sueño cumplido para los fans volver a agotar las entradas de Obras para ver una vez más a de Attaque 77 en el único lugar que podía hacer justicia a sus 30 años de carrera, y que se emocionaron al ver a Ciro una vez más compartiendo escenario con sus viejos camaradas.

TODAS LAS FOTOS