Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Zona Ganjah

En la búsqueda

Cronista: Laura Goldenberg | Fotos: Victoria Schwindt

19 de Octubre, 2019

En la búsqueda

Zona Ganjah presentó su nuevo trabajo en Espacio C. Un álbum de hallazgo espirítual.

El salon de Espacio C, inundado de un aroma floral, abre paso a Zona Ganjah que entra al escenario entre aplausos y gritos. Los rostros se iluminan y la música suena entre sonrisas de ternura y visuales de fondo con coloridos paisajes de naturaleza que iban rotando.

La euforia aflora en el recinto donde se escucha el primer tema de la noche del sábado, “Lo importante”, de su nuevo disco La búsqueda. Un tema que como todo el álbum inspira a buscar conciencia, y quizás a entender la importancia de poner en práctica lo que se piensa y tener paciencia en el camino, todos pueden perder el rumbo, pero lo que cuenta es tomar conciencia de la caída.

La banda amaneció en sus pasos en el 2005, con su primer material Con rastafari todo concuerda,  el cual cuenta con la canción “Es ignorancia” que motivó al cantante Jose Gahona a decir en el escenario: “Que sea ley”, generando aplausos y alusiones en el público que comenzó a hablar de aborto legal y la despenalización de la marihuana. 

Otro momento emotivo se abrió tras la letra de “Amigos”, con un estribillo inundado por una oleada de abrazos, besos, miradas cómplices y el canto de todos a puro pulmón.

Se encendió un pogo intenso -tras varios porros- con el tema “Todo cambia", de su penúltimo disco Más allá de la zona que reza: “Nada permanece fijo y esa es la verdad, si miras en la naturaleza al contemplar aprenderás, que todo cambio es natural y nuevas cosas traerá, que para descubrir el todo hace falta ir más allá de donde estás”, lo que lleva a pensar en lo que invita ZG en sus letras, guiarse con la naturaleza, animarse a mutar, a ver más allá de lo que hay, la vida como un camino en el que se presentan posibilidades que fluyen y los límites pueden quebrarse si se es consciente de lo que frena.

“No existen fronteras” también alude a algo cercano en una de sus estrofas:En vez de matarnos los unos a los otros, unamos esta energía para salvar a todos, cada vez que alguien despierta nos hacemos fuertes”. Lo que supone pensar al grupo como incentivadores de un cambio social. 

Fueron 32 canciones casi sin pausa, con solo dos interludios pequeños para mínimos descansos. Llegando al final José no pudo evitar decir, tras la agitación de la gente, que “Esto no es una apología a la marihuana, esto es para los que encontraron sanación espiritual en la marihuana”. Y así introducirse al tema “Fuma del humo y sana” que empujó al cierre del concierto, del cual tuvo el honor como última canción “Fumando vamos a casa”. Y así la Avenida Corrientes se encendió de varias mechas que rumbearon a sus hogares.

TODAS LAS FOTOS