Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

No Te Va Gustar

Y cada vez gustan más...

Cronista: Gentileza: Gaby Salomone | Fotos: Gentileza: Ro Diaz

11 de Abril, 2006

Y cada vez gustan más...

Los uruguayos cruzaron el charco para brindar sus primeras presentaciones de 2006 en territorio argento. No Te Va Gustar se despachó con un triplete en el Teatro de Flores como para ir entrando en calor la temporada.

Si bien ya vienen deleitando por estas huestes desde hace dos años, fue desde fines de 2005 que; con la presentación de su primer DVD, su participación en el Pepsi Music y reiterados recitales en capital con su tercer disco “Aunque cueste ver el sol” estos uruguayos despuntaron con un público que no deja de crecer show tras show cada vez que pisan terriotorio argento.

Y la ola de su sonido rioplatense sigue arrasando con sus primeras aparaciones de 2006 en Capital Federal. Así lo demostraron con tres recitales en el Teatro de Flores el fin de semana pasado.

La templada tardecita del domingo se preparaba para la última presentación, en segundo turno, de No te va Gustar. En la esquina del 7800 de la Av. Rivadavia se mezclaban la expectativa de los que ingresaban al teatro con la sonrisa satisfecha de lo que recién salían. En el interior, Emiliano Brancciari y los suyos tuvieron apenas una hora para que se corriera el telón nuevamente y la fiesta reiniciara.

Apenas pasadistas las 22.30 y justo cuando ingresaban los úlitmos fanáticos, los uruguayos le dijeron “Ya entendí” a su público que les respondió en un multitudinario coro al son de “ahora estoy en mi lugar, ya no hay nada que perder”. Una apertura a puro trompetazo y trombón que hizo levantar los pies del piso a las 1800 almas que no dejaban de cantar con los músicos.

Y así, sin solución de continuidad, como una ametralladora de ritmos,desde el escenario NTVG se disparó con “Nadie duerme”, “Te quiero más”, “Reevolución”, “Voces del tiempo”, “No hay dolor”, entre otros. Un repertorio que tuvo como despunte principal los temas de la útlima placa de la banda. La respuesta del público fue inmediata desde el principio. Los que no ensayaban pasitos en el fondo de la sala, adelante se subian a los hombros de otros para corear más alto.

Y con el set acústico asomaron algunos encendedores que flameaban con un lento vaiven del público mientras entonaban “No necesito nada”, la dulce “Clara”, sin duda la más coreada y una suave version de “Dejame bailar” dedicada por el cantante a su tío “que ahora no está pero que yo quiero mucho”, dijo Emiliano.

Pasado el momento emotivo, volvieron a retumbar con “No te quiero acá” para luego dar el imperativo “Tenés que saltar” y todos cumplieron, hasta que sonó “No era cierto”.. pero lo era, la despedida.
TODAS LAS FOTOS