Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en

Alpha Blondy

Mi Buenos Aires querido (por el reggae)

Cronista: Gentileza: Guillermo Lopez | Fotos: Beto Landoni

17 de Abril, 2006

Mi Buenos Aires querido (por el reggae)

El miércoles por la noche se realizó en el Luna Park la Reggae Reunion con Alpha Blondy, Andrew Tosh, Tribo de Jah y Fidel Nadal. Miles de personas fueron testigo del afecto que tienen hacia nuestro país. ¿Verdad o pura demagogia?.

Mientras Luis Alfa, cantante de Resistencia Suburbana, parece discutir con un hombre de la organización porque su nombre no aparece en la lista de invitados, dentro del estadio Fidel Nadal va poniendo en clima a la audiencia. La ocasión es la excusa perfecta para que presente algunos temas de su último álbum, Trabajo de Hormiga, y además para brindar un repertorio que abarca lo mejor de su basta discografía.

Pasadas las 20.30, la afluencia de gente que llegaba al Luna Park era cada vez mayor, esos que obviaron a Fidel para ver exclusivamente a los platos fuertes (e internacionales) de la noche. El campo comenzaba a llenarse y los asientos libres de las plateas eran ocupados rápidamente.

Después del show del ex cantante de Todos Tus Muertos, iba a llegar Andrew Tosh, para sorpresa de muchos que creían que era el turno de los brasileños Tribo de Jah, por el orden de la grilla. El hijo de Peter Tosh y sobrino de Bunny Wailer fue el músico que más comunicación mantuvo con la gente.

“How do you feel it?” preguntaba incesantemente a una audiencia que no podía agradecer más que con baile y aplausos. Y para confirmar la afinidad con el público, en medio de Equal rights, estrechó la mano de todos los que estaban contra las vallas de contención que separan el escenario de la gente.

Los shows de Tosh son un homenaje a su padre Peter, asesinado en 1987, donde también toca temas de su autoría y algún cover de Los Wailers. Por eso, no faltaron los clásicos como Johnny B. Goode, Bush doctor y Legalize it, donde antes preguntó a todos los presentes: “Where’s the Buenos Aires marihuana? I don’t smell the Buenos Aires marihuana”. (¿A nadie se le cruzó por la cabeza el caso de apología de Andrés Calamaro?).

La noche tuvo sus momentos de culto a Bob Marley y Los Wailers, pero por separado. Primero, como es costumbre en su repertorio, Tosh hizo una impecable versión del clásico Get up, stand up. Después fue el turno de Tribo de Jah con Roots, rock, reggae, una de las canciones más aplaudidas por el público.

La banda del norte de Brasil no sólo llama la atención porque cuatro de sus integrantes sean ciegos y uno padezca de visibilidad parcial. Va mucho más allá: ellos son hasta el momento los mayores exponentes del reggae carioca, donde incursionan en un sonido de roots, toques de cumbia y hasta folk. Con temas como Reggae na estrada y Uma onda que passou llevan por el mundo su mensaje político, de paz y amor. Tribo de Jah hace estremecerse con sus letras y bailar al mismo tiempo.

Pero todos esperaban al que muchos consideran el heredero de Bob Marley: el costamarfileño Alpha Blondy y su banda The Solar System. Y con una intro de un clásico tema de Led Zeppelin (adaptado al reggae) dieron comienzo al show y a su tercer visita a Buenos Aires. Sin decir una palabra, hicieron sonar un tema tras otro. Así pasaron: Jerusalem, New dawn y Cocody rock, dejando en claro que su repertorio estaría compuesto por sus mejores piezas.

Cuando parecía que todo se iba a llevar a cabo en absoluto silencio y sin parar entre tema y tema, Blondy, al grito de “¡Peace!”, saludó al público y dijo estar muy feliz de volver a nuestro país.

Antes de los bises, las coristas -que no pararon de bailar un segundo- presentaron a todos los miembros de The Solar System y hasta al equipo técnico. Uno por uno, los integrantes de la banda entraron de nuevo al escenario para hacer los dos últimos temas de la noche: Banana y Brigadier Sabari.

Blondy, al igual que el resto de los grupos de la noche, demostraron su intenso cariño por la ciudad de Buenos Aires y su gente asegurando estar “agradecidos” por visitar estos pagos. Demagogia o no, Argentina es muy bien recibida por los mayores exponentes del reggae. Todo un orgullo.
TODAS LAS FOTOS