Revista El Bondi - 15 AÑOS DE ROCK
Seguinos en
Banner

Omar Chabán, héroe y verdugo

Cronista: Ariel Andreoli | Fotos: Gentileza prensa

18 de Noviembre, 2014

Omar Chabán, héroe y verdugo

La muerte de Omar Chabán sucumbió a gran parte del Rock Nacional. Excéntrico, auténtico y loco, fue por casi tres décadas la mano derecha del under, aunque la tragedia de Cromañon lo catapultó a un olvido jamás pensado.

Omar Emir Chabán fue uno de los personajes más emblemáticos de la escena de rock de las últimas décadas del siglo XX y primeros años del 2000. Dueño de Café Einstein en los tempranos 80s, supo ganarse su fama de empresario de la música cuando empezaron a tocar bandas en su boliche Cemento, lugar mítico de la escena y cuna de bandas que con los años, hicieron historia.

Su querido Cemento, ubicado en Estados Unidos 1234, había comenzado como el sueño de un artista en donde haría las locuras que tuviera ganas. El boliche ganó su nombre eterno porque en la fiesta apertura aún estaba fresco el cemento del piso y terminó siendo sede de grandes noches de rock y delirio. 

Sus baños horribles, sus festivales eternos, su sofocante calor, las locuras propias de Chabán hacían del lugar algo diferente a los demás. Sin contar, que no se les cobraba a las bandas por tocar, y esto beneficiaba aquellos grupos que recién comenzaban. Algo sumamente rico en cultura, que lamentablemente ya casi no se hace.

Su actitud era tan atrevida que cuando Cemento era clausurado, el mismo Chabán arrancaba las fajas de clausura. 

El 2004 comenzaba como un año de cambios, pero terminó siendo el peor de su vida. Según sus pensamientos, Cemento ya le quedaba chico a un montón de bandas, y por esa misma razón, decidió armar República Cromañón. Ubicado en pleno barrio de Balvanera, a metros de la estación de Once, la ex bailanta 'El Reventón' garantizaba más capacidad y muchísima más facilidades de acceso por la cantidad de medios de transporte que circulan la zona.

La triste celebridad masiva de Chabán llegó cuando la noche fatídica del 30 de diciembre de 2004, en pleno show de la banda Callejeros, el complejo de Once se incendió por completo con la utilización de pirotecnia por parte del público, y se llevó la vida de 194 personas. La peor tragedia no natural de la historia Argentina. 

Pocas horas después del incendio, fue detenido y ya nada volvió a ser igual. 

Sus días plagados de arte y de auténtica vanguardia, fueron la contracara de todo lo que el destino le depararía en su última década de vida: juicios, distintas prisiones, condenas y sobre todo, un intolerable castigo social. 

Luego de su última sentencia, ya estando en prisión, le fue diagnosticado de un cáncer terminal. Atendido en el Hospital Santojanni, su salud se fue deteriorando de a poco hasta que el 17 de noviembre de 2014 su cuerpo dijo basta. Un triste final para alguien tan reconocido en el ambiente.

Omar Chabán es un nombre que generará distintas sensaciones a través del tiempo. Para muchos, será el gran padrino del Rock, por fomentar e impulsar las bandas en sus comienzos. Para otros, será el gerente verdugo del boliche donde ocurrió la noche más oscura de la escena. Lo único indiscutible, es que su nombre marcó una época y el crecimiento de muchas bandas. La escena que vino después de Cromañon, es sólo para los mercenarios de siempre.

TODAS LAS FOTOS